Principios metodológicos para la enseñanza-aprendizaje de las lenguas extranjeras.

Autor: Dr C.  Alberto Román Medina Betancourt

                       alberto@hlg.rimed.cu 

 

Resumen

Se aborda un problema crucial para la enseñanza-aprendizaje de las lenguas extranjeras: la determinación de principios metodológicos. Para ello, el autor realiza un exhaustivo análisis de las diferentes fuentes que han dado tratamiento a este tema, desde un enfoque analítico-reflexivo-conclusivo y con el auxilio de la triangulación comparativa, como técnica de la metodología de la investigación científica, la cual complementa con sus criterios propios. El aporte principal que se presenta se concreta en los cuatro preceptos metodológicos sobre cuya base se fundamenta la propuesta y los ocho principios que conforman el sistema. Se significa que los principios toman en cuenta los aportes más recientes y de mayor rigor científico de la Metodología de la Enseñanza-Aprendizaje de las Lenguas Extranjeras en los momentos actuales, los cuales se aglutinan coherentemente en torno al principio rector y unificador: El carácter comunicativo de la enseñanza-aprendizaje de las lenguas extranjeras.

Palabras claves: Principio, comunicativo, enseñanza, aprendizaje, lenguas extranjeras, enfoque, fases, habilidades, formación, desarrollo e integración.

 

Abstract

The article deals with a problem of paramount importance for the teaching-learning process of foreign languages: the determination of methodological principles. To do so, the author carries out a profound analysis of different sources which have to do with this theme. This has been done with an analytic-reflective-conclusive approach and with the aid of comparative triangulation, a technique of methodology of scientific research, which is complemented with the author’s own criteria. The main contribution presented in the article consists in the proposal of four methodological guidelines on which the principles are supported and the proposal of eight principles which build up a system. It is important to highlight that the content of the principles comprises the fundamental scientific contribution to foreign language teaching in contemporary times. In the same way, one of the principles is proposed as the ruling and unifying one: The communicative character of foreign language teaching-learning.

Key words: Principle, communicative, teaching, learning, foreign languages, approach, stages, skills, formation, development, and integration.

 

Los resultados que se presentan en este artículo son el producto de las pesquisas investigativas realizadas por el autor en el proceso de perfeccionamiento científico-metodológico de la Disciplina Metodología de la Enseñaza de las Lenguas Extranjeras, a cuya docencia e investigación ha dedicado más de un cuarto de siglo. El contenido está estructurado siguiendo un orden cronológico, a través del cual se realizó un análisis crítico sobre las posiciones de varios autores sobre la problemática objeto de tratamiento. Luego, a través de la triangulación comparativa de las fuentes consultadas y adicionándole los propios preceptos del autor, se realiza una propuesta de un sistema de principios metodológicos para la Enseñanza-Aprendizaje de las Lenguas Extranjeras.

 La primera referencia a la categoría principio en la literatura sobre enseñanza de las lenguas extranjeras en Cuba, se encontró en el libro “The Teaching of Modern Foreign Languages, de la Doctora Clotilde Pujol, profesora de inglés del Instituto de Lenguas Modernas, de la Escuela de Filosofía de la Universidad de La Habana, en el año 1949.

 En un epígrafe del Capítulo III (Modern Language Methodology), que la autora titula “Principios adecuados para la selección de un vocabulario limitado”, se realiza una sistematización teórica de tres escuelas con enfoques diferentes, para el tratamiento al vocabulario: Structural School, Idea Selection School y Word-Frequency School.  A partir de un análisis crítico, asume la posición de que el más adecuado para seleccionar el vocabulario para uso productivo, es el ecléctico, basado en lo positivo de cada uno de los analizados, pero tomando como centro la “idea-motif”’ y “vestidos” con palabras. Para ello, se deben tomar como base los principios pedagógicos de lo conocido a lo desconocido y de lo individual y su contexto hacia áreas más amplias. Como puede colegirse de lo referido, aunque la autora manifiesta que describe y asume principios, lo que ha hecho realmente es describir y asumir enfoques.

En la década de los sesenta, estuvo muy de moda en Cuba, el estudio de la obra de dos importantes lingüistas norteamericanos, Charles Fries y Robert Lado. El segundo de ellos, publicó un libro de gran utilidad en el año 1964 “Language Teaching: A Scientific Approach”, en el que hace una interesante propuesta de diecisiete principios para la enseñanza de lenguas extranjeras, los cuales se refieren brevemente a continuación:

  1. El habla antes que la escritura: Enseña primero audición y habla, después lectura y escritura. Esta es la base del enfoque audiolingual.
  2. Oraciones básicas: Hace que los estudiantes memoricen oraciones conversacionales básicas con el máximo de exactitud posible.
  3. Los patrones como hábitos: Establece los patrones como hábitos a través de la práctica.
  4. El sistema de sonidos para el uso: Enseña el sistema de sonidos estructuralmente para su uso a través de la demostración, la imitación, el contraste y la práctica.
  5. Control del vocabulario: Mantiene la cantidad de vocabulario al mínimo mientras el estudiante está aprendiendo el sistema de sonidos y los patrones gramaticales.
  6. Enseñe los problemas: Problemas son aquellas unidades y patrones que muestran diferencias estructurales entre la lengua materna y la extranjera.
  7. La escritura como representación gráfica del habla: La enseñanza de la lectura y la escritura constituyen manipulación de la representación gráfica de las unidades de la lengua y los patrones que los estudiantes ya conocen.
  8. Gradación de patrones: Enseña los patrones de manera gradual, a través de pasos gradados.
  9. Práctica en la lengua vs traducción: La traducción no sustituye la práctica en la lengua. Desde el punto de vista psicológico, traducir es un proceso más complejo que oír, hablar, leer y escribir.
  10. Estándares de lengua auténticos: Enseña la lengua como es y no como debiera ser.
  11. Práctica: El estudiante debe estar practicando la mayor parte del tiempo posible.
  12. Ajuste las respuestas: Cuando una respuesta no esté en el repertorio de los alumnos, la ajusta a través de la práctica parcial y de la ayuda.
  13. Ritmo y estilo: La práctica parcial y la ayuda son necesarias como fases intermedias para el aprendizaje.
  14. Reforzamiento inmediato: Da a conocer al estudiante, de inmediato, cuándo su actuación ha sido satisfactoria.
  15. Actitud hacia la cultura extranjera: Enseña una actitud de identificación, simpatía y comprensión hacia los pueblos que hablan la lengua extranjera.
  16. Contenido: Enseña el significado del contenido de la lengua como se ha desarrollado en la cultura donde la lengua es hablada como lengua materna.
  17. El aprendizaje como un suceso crucial: Enseña sobre todo para producir aprendizaje y no para complacer o entretener.

Resulta justo significar que un gran número de los preceptos que defiende Lado, a pesar del tiempo transcurrido y de los trascendentales cambios que han ocurrido en la enseñanza de lenguas extranjeras, aún mantienen vigencia; otros, como es natural, han sido superados por resultados posteriores. Desde una perspectiva contemporánea, pueden señalársele como principales limitaciones, las siguientes: el contenido de los principios se centra en la enseñanza, relegando el aprendizaje a un segundo plano; existe un marcado énfasis en la estructura de la lengua, en detrimento de la atención al significado; se toma la oración como unidad de análisis, señalando el texto en muy escasas oportunidades; y, el basamento psicológico es puramente conductista.  

Como resultado del triunfo de la Revolución Cubana en el año 1959, se produce en el país una importante revolución educacional la cual comenzó con la Campaña de Alfabetización, como resultado de la cual se declaró a Cuba como el Primer País Libre de Analfabetismo del Hemisferio Occidental. Una segunda etapa que ha sido denominada la Segunda Revolución Educacional, tuvo lugar a finales de la década de los setenta. Su esencia fue el arribo masivo de estudiantes a la Educación Secundaria Básica. En esos momentos, el país no contaba con los profesores necesarios para enfrentar tal desafío. Fue así como surgió el Destacamento Pedagógico Universitario “Manuel Ascunce Domenech”. Ante el llamado de la Revolución, se incorporaron a las aulas universitarias miles de jóvenes que en una sesión recibían la docencia universitaria y en la otra impartían la docencia a los estudiantes de Secundaria Básica en las nacientes escuelas secundarias básicas en el campo.

En esas circunstancias, se publica el que pudiera considerarse el primer libro de texto de Metodología de la Enseñanza de Lenguas Extranjeras en Cuba en el período revolucionario, y que estaba dirigido a los profesionales en formación de la carrera Lengua Inglesa. Su autora, la Doctora Rosa Antich de León, recientemente fallecida, es una de las personalidades de más prestigio y reconocimiento en esta esfera del saber en la Educación Cubana de las últimas cuatro décadas. Tituló a este libro “The Teaching of English in the Elementary and Intermediate Levels”.

La autora presenta cuatro principios lingüísticos como base metodológica para la enseñanza del inglés como lengua extranjera:

1.      La lengua es primeramente oral, la escritura se deriva del habla: Todas las personas normales en el mundo hablan, pero no todas escriben; en la lengua materna se aprende primero a hablar y después a escribir, y el origen del habla precedió al de la escritura.

2.      La lengua es un sistema y cada lengua tiene su propio sistema: Cada lengua tiene sus propios patrones recurrentes que tienen significado para sus hablantes; los sonidos que se usan para formar las palabras, siempre se organizan de un modo particular que expresa significado para los hablantes de esa lengua.

3.      La lengua es comunicación: La lengua es un sistema de símbolos orales que permiten a todas las personas de una cultura determinada, u otra persona que haya aprendido el sistema de esa cultura, comunicarse o interactuar.

4.      La lengua es la expresión de una cultura: Como la lengua es el medio a través del cual las personas expresan sus experiencias y sus ideas acerca del mundo en que viven, esta lleva consigo lo que puede denominarse “significado cultural”.

Como ya se ha dicho, el contenido de este libro sirvió de guía metodológica para la formación de profesores de inglés en Cuba durante algo más de un lustro. Algunos de sus preceptos son aún útiles. Pueden significarse como sus características esenciales: (1) Los principios están basados en la lingüística estructural. (2) Existe un marcado énfasis en enseñar la lengua como sistema, en detrimento de la atención al significado. Y, (3) existe un evidente énfasis en el componente cultural de la lengua.

Con posterioridad a la propuesta de la Doctora Antich, en 1980 un colectivo de profesores especialistas en Educación de Adultos, publicó un texto con el propósito de ofrecer los fundamentos metodológicos de la Práctica Integral de la Lengua Extranjera para estudiantes de la referida educación.

Este colectivo de autores platea como sistema de principios los de la Didáctica General y refieren las implicaciones metodológicas de cada uno de ellos para la enseñanza de la lengua extranjera, con énfasis en la Educación de Adultos. Estos principios, tomados básicamente de la Pedagogía Soviética, ya se venían trabajando en los cursos de metodología y fueron publicados más tarde por la Doctora Antich en 1986.

Por tanto, se considera pertinente significar dos principios planteados por estos autores y que no aparecen en las restantes propuestas:

1.      Principio del aprendizaje en situación de problema: Prepare al estudiante para solucionar problemas cognoscitivos y para realizar ejercicios que requieran del razonamiento.

2.      Principio de aprendizaje para el desarrollo: Estimule el desarrollo individual de las capacidades, conocimientos, hábitos y habilidades de los estudiantes y el desarrollo social a partir de los avances de la Revolución Científico-Técnica.

En el año 1986, la ya referida Doctora Antich, publicó su obra más completa sobre metodología con el título “Metodología de la Enseñanza de las Lenguas Extranjeras”. En ella se da un tratamiento de más alcance a los principios metodológicos.

Se plantean nueve principios didácticos, que se toman como fundamento para la dirección de la enseñanza, con vigencia general en el proceso y carácter esencial, obligatorio y de sistema. En cada principio, la autora presenta una detallada propuesta de las implicaciones que pueden tener en la enseñanza de lenguas extranjeras, la cual se corresponde, en lo general, con los avances de esta ciencia en ese momento histórico.

Con el objetivo de complementar los principios didácticos generales desde la perspectiva de la enseñanza de lenguas extranjeras, Antich  presenta una propuesta que considera como “requisitos de la enseñanza de lenguas extranjeras”, que incluyen las exigencias específicas de dicha enseñanza y que se constituyen en sus fundamentos metodológicos esenciales. Esta propuesta ha sido la más completa y rigurosa presentada en Cuba y que bien pudiera asumirse como principios metodológicos para la enseñanza de lenguas extranjeras, muchos de cuyos preceptos aún mantienen vigencia. Por su importancia, se realiza a continuación una breve referencia a cada principio:

  1. La concepción de la lengua como medio de comunicación: Se denomina como principio de la comunicabilidad y se relaciona con el concepto de enseñar la lengua como medio de comunicación.
  2. La orientación práctica de los objetivos instructivos: Se considera el dominio práctico de la lengua como condición indispensable para el logro integral de los objetivos de su enseñanza. 
  3. La consideración de la lengua materna de los alumnos: Se concreta en la consideración de las posibilidades de transferencia de la experiencia y conocimientos adquiridos en la lengua materna al aprendizaje de la lengua extranjera, así como las posibles interferencias motivadas por las diferencias entre ambas lenguas.
  4. La funcionalidad como principio rector para la selección del material lingüístico: Seleccionar como contenido lo más útil y funcional, lo de uso más frecuente en la comunicación oral y escrita.
  5. El reconocimiento de la primacía del lenguaje oral: Este principio se basa en la naturaleza de la lengua como fenómeno social y medio de comunicación verbal por excelencia.
  6. La división de la lengua en etapas claramente diferenciadas y la consecuente distribución concéntrica del material: La concepción de objetivos y organización de los cursos por etapas: “inicial” (o elemental), “intermedia” y “avanzada”.
  7. La presentación temática-situacional del material lingüístico: El material lingüístico debe presentarse de modo que refleje su empleo en la realidad.
  8. La enseñanza del léxico y la morfología sobre una base sintáctica: El léxico y la morfología deben enseñarse siempre en oraciones, elevadas a un contexto temático-situacional.

La relevancia de esta propuesta de la Doctora Antich ya fue referida al presentarla. Por tanto, resta solamente ofrecer lo que se considera son sus limitaciones principales: (1) énfasis en la enseñanza, (2) tendencia a considerar la oración como unidad de análisis, (3) e insuficiente aproximación a elementos esenciales del enfoque comunicativo.

En el año 1989, se publicó en Cuba el libro de los autores Guillian Brown y George Yale “Teaching Oral English”. Se trata de un importante texto para la enseñanza-aprendizaje de la expresión oral en lenguas extranjeras, en el que se expone un enfoque basado en el análisis del inglés conversacional. A la altura del cuarto y último capítulo, en el que se aborda la evaluación, los autores consideraron pertinente establecer los principios metodológicos siguientes:

1.      Induzca un lenguaje que tenga un propósito: Expone a los estudiantes a actividades en las que tenga un interlocutor que necesite algo que sabe uno y el otro no.

2.       Induzca textos extendidos: El estudiante debe prepararse para hablar de una manera extensa.

3.      Induzca textos organizados y estructurados: El estudiante debe prepararse para producir un mensaje organizado, de modo que el que lo escucha no tenga que hacer mucho esfuerzo para comprenderlo.

4.      Controle la entrada de mensaje: Las actividades deben ofrecer la posibilidad de controlar lo que los estudiantes tienen que decir en la lengua extranjera.

5.      Cuantifique la noción de la efectividad comunicativa: En el enfoque comunicativo es muy importante logar y evaluar la efectividad comunicativa.

En la década de los ochenta apareció en la palestra de la enseñanza de lenguas extranjeras el llamado Método de Sugestopedia. El mismo se basaba en la teoría del científico búlgaro Lozanov y tomó gran fuerza en algunas instituciones de educación en Cuba.   En este contexto, el profesor cubano Antonio Morales publicó el libro “Suggestopedy in Foreign Language Teaching” (1989). Como parte de su contenido, plantea los tres principios en los que se basa este método, los cuales son formulados por G. Lozanov (1978):

1.      La comunicación interpersonal y la actividad mental son siempre conscientes y paraconscientes al mismo tiempo.

2.      Cada estímulo es asociado, codificado, simbolizado y generalizado.

3.      Toda percepción es compleja.

Aunque estos principios responden estrictamente a los preceptos y propósitos de la Sugestopedia, a la luz del énfasis que se pone en la actualidad a los elementos de la psicología cognitiva, los mismos resultan de interés y utilidad.

Una de las propuestas más interesantes de los últimos años y que da tratamiento con bastante profundidad a la problemática de los principios es la de H. Douglas Brown, cuya primera edición fue en 1994. Su libro se centra en los principios, por lo que en consecuencia con ello, lo titula “Teaching by Principles”.  A continuación se presenta una sucinta referencia a su propuesta:

Principios Cognitivos

  1. Automaticidad: El aprendizaje de una segunda lengua implica un movimiento del control de algunas formas de la lengua a un procesamiento automático de un número relativamente ilimitado de formas de la lengua.
  2. Aprendizaje significativo: El aprendizaje significativo (Daniel Ausubel, 1963) subsume la nueva información en las estructuras existentes y en los sistemas de memoria, y los lazos asociativos resultantes crean una retención más fuerte.
  3. La anticipación del estímulo: Universalmente, los seres humanos son conducidos a actuar y comportarse a través de la anticipación de algún tipo de estímulo, tangible o intangible, a corto o largo plazo.
  4. Principio de la motivación intrínseca: Los estímulos más poderosos son aquellos que son motivados intrínsecamente dentro del estudiante.
  5. Estrategia individual: El dominio satisfactorio de una lengua extranjera depende, en gran medida, del empleo que haga el propio estudiante del tiempo, esfuerzo y atención a la lengua extranjera.

Principios Afectivos

  1. Ego-lenguaje: A medida que los seres humanos aprenden una lengua extranjera, también desarrollan un nuevo modo de pensar, sentir y actuar: una segunda identidad.
  2. Confianza en sí mismo: El triunfo eventual que el estudiante obtiene en una tarea es, por lo menos parcialmente, un factor de su creencia de que está completamente capacitado para cumplir la tarea.
  3. Correr riesgos: Los buenos estudiantes de lengua, en su apreciación realista sobre sí mismos, como seres vulnerables pero capaces de cumplir tareas, desean cumplir estas por encima de sus posibilidades.
  4. Las conexiones lengua-cultura: Siempre que se enseña una lengua, también se enseña un complejo sistema de costumbres, valores, formas de pensar, sentimientos y actuaciones culturales.

Principios Lingüísticos

  1.  El efecto de la lengua materna: La lengua materna es un sistema altamente significativo en el cual se basará para predecir el sistema de la lengua extranjera. Mientras este sistema nativo ejerce efectos, tanto facilitadores como de interferencia en la producción y comprensión de la nueva lengua, los de interferencia son los más surgentes.
  2.  Interlenguaje: Los estudiantes de lenguas extranjeras tienden a ir de un sistemático o quasisistemático proceso de desarrollo a medida que progresan hasta la completa competencia en la lengua extranjera
  3.  Competencia comunicativa: El más importante principio lingüístico para la enseñanza-aprendizaje de lenguas extranjeras. Debido a que la competencia comunicativa es el fin en las aulas de lengua, su instrucción necesita atender todos sus componentes.

De modo general, esta propuesta evidencia un uso efectivo de los resultados científicos  en general y de la lingüística y la psicología cognitiva en particular; aunque se percibe una falta de sistematización de la prioridad de la comunicación.

En los últimos años, se ha evidenciado una tendencia a la búsqueda de un acercamiento entre los resultados científicos de las neurociencias y la enseñanza-aprendizaje de las lenguas extranjeras. En ese contexto, la autora norteamericana MaryAnn Christian (2002), en su artículo “Brain-Based Research and Language Teachin”’ enuncia siete principios:

1.      El cerebro es un procesador paralelo: Utilice métodos, estrategias y técnicas que motiven a los estudiantes y los impliquen en una variedad de actividades, considere los estilos de aprendizaje y la teoría de las inteligencias múltiples al planificar y ejecutar las clases.

2.      El cerebro disminuye sus funciones antes las amenazas: Los sentimientos y las emociones de los estudiantes pueden determinar la efectividad del aprendizaje.

3.      La búsqueda del significado corre a través de patrones: Organice y presente el material lingüístico de forma tal que permita que el cerebro cree significados y conexiones relevantes para extraer patrones.

4.      El cerebro se conduce a través del significado: Cree materiales y actividades basadas en el significado.

5.      Cada cerebro es único: Cada estudiante es único y cada cerebro procesa la información de modo diferente.

6.      Los movimientos y los ejercicios aumentan el funcionamiento del cerebro: Estimule el movimiento de los alumnos dentro del aula.

7.      El crecimiento del cerebro se enriquece con el aprendizaje continuo: El enriquecimiento puede venir de diferentes fuentes: contactos sociales positivos, actividades que impliquen retos pero que bajen el estrés.

PROPUESTA DE PRINCIPIOS METODOLÓGICOS PARA LA ENSEÑANZA-APRENDIZAJE DE LAS LENGUAS EXTRANJERAS.-

A partir de la triangulación de las fuentes referidas hasta aquí y la inclusión de los elementos complementarios que se consideraron, basado en la experiencia docente e investigativa del autor y las discusiones científicas con sus colegas, se realiza la propuesta de principios metodológicos para la enseñanza-aprendizaje de las lenguas extranjeras.

La propuesta toma como base los siguientes preceptos:

*  La Metodología de la Enseñanza-Aprendizaje de las Lenguas Extranjeras es una ciencia particular. Consecuentemente, tiene su objeto de estudio, su sistema categorial y precisa de un sistema de principios para su aplicación.

*  Aunque los principios funcionan como un sistema en el que cada componente tiene su papel y el todo no es precisamente la suma de las partes, se considera oportuno elevar el primer principio, o sea, el del carácter comunicativo de la enseñanza-aprendizaje de la lenguas extranjeras, a la jerarquía de principio rector y unificador, en torno al cual se aglutinan coherentemente todos los preceptos que se sustentan en el resto de los principios metodológicos.

*  Aunque se tiene en cuenta la enseñanza y el aprendizaje, se presta especial atención al aprendizaje en los estudiantes como resultado de la aplicación consecuente de los principios.

*  Se han tenido en consideración los resultados más novedosos y actualizados de la didáctica de las lenguas extranjeras, así como de las restantes ciencias relacionadas, en particular la Psicología Cognitiva, tanto en Cuba como en los demás países de América Latina y del mundo.

1.        PRINCIPIO DEL CARÁCTER COMUNICATIVO DE LA ENSEÑANZA-APRENDIZAJE DE LAS LENGUAS EXTRANJERAS: La función principal del lenguaje es la comunicación, por tanto, debe aprenderse acercando al estudiante lo más posible a actos comunicativos reales, de modo que aprendan a comunicarse de manera auténtica. Ello ha de tenerse en cuenta para la selección del contenido que debe realizarse desde una perspectiva funcional, gradada, concéntrica y que resulte significativo de acuerdo con las necesidades de los estudiantes y el uso futuro que darán a la lengua, tomando en consideración todas las áreas de la competencia comunicativa. La estructuración de las actividades de aprendizaje debe tener un carácter interactivo, con el predominio de vacío de información y de textos auténticos.

2.        PRINCIPIO DEL CARÁCTER INDIVIDUAL DEL APRENDIZAJE DE LAS LENGUAS EXTRANJERAS: Una de las contradicciones fundamentales a enfrentar en la dirección del proceso de enseñanza-aprendizaje es el carácter colectivo de la enseñanza y el carácter individual del aprendizaje. Aunque ello es evidente para cualquier tipo de aprendizaje, en el caso de las lenguas extranjeras adquiere especial relevancia. Consecuentemente, deben tenerse en cuenta aspectos claves como: el desarrollo de las aptitudes y habilidades verbales, las inteligencias múltiples, los ritmos y estilos de aprendizaje, las estrategias de aprendizaje utilizadas por los estudiantes, los tipos y desarrollo de la memoria; así como crear un ambiente psicológico positivo en el aula caracterizado por la colaboración y la confianza, con predominio del reforzamiento positivo y la atención a la motivación intrínseca.

3.        PRINCIPIO DEL CARÁCTER DE PRIMACÍA DE LA LENGUA ORAL CON RESPECTO A LA LENGUA ESCRITA: Tanto en su uso como en su propio origen, la lengua es ante todo oral. Ello ha de tenerse en cuenta sin dejar de dar el necesario y natural tratamiento integrado de las habilidades comunicativas, y tiene implicaciones en el tiempo que se dedique a las actividades de predominio oral.

4.        PRINCIPIO DEL REFLEJO DE LA CULTURA DE LOS HABLANTES NATIVOS EN LA LENGUA EXTRANJERA: La lengua es expresión de la cultura. En consecuencia, al aprender una lengua se aprende la cultura de los pueblos que hablan dicha lengua, o sea, un complejo sistema de costumbres, valores, formas de pensar y sentimientos. Por ello es recomendable crear una actitud positiva hacia dichos pueblos y su lengua. No obstante, en los países en los que se aprenden lenguas extranjeras con carácter de lenguas internacionales, debe combinarse dialéctica y cuidadosamente el aprendizaje de la cultura con el uso de la lengua extranjera como lengua internacional, o sea, como vehículo de comunicación de la cultura de los estudiantes, evitando el posible y peligroso proceso de transculturación.

5.        PRINCIPIO DEL CARÁCTER DISCRIMINATORIO PARA EL TRATAMIENTO A LOS ERRORES DE LENGUA: Los errores deben considerarse como parte del proceso de aprendizaje en la aproximación sucesiva hacia el dominio de la lengua extranjera. Su tratamiento ha de ser discriminatorio, o sea, seleccionar los errores cruciales a tratar y corregir de acuerdo con los objetivos de las clases y el nivel de los estudiantes; así como tomar en cuenta las peculiaridades psicológicas de los estudiantes para realizar las correcciones.

6.        PRINCIPIO DE LA NECESARIA CONSIDERACIÓN DE LA LENGUA MATERNA DE LOS ESTUDIANTES: La experiencia y el dominio de la lengua materna que posee el estudiante constituye una fuente a tener en cuenta, pues los puntos comunes pueden utilizarse positivamente para el aprendizaje de la lengua materna y los puntos negativos deben considerarse para prever y tratar posibles interferencias y errores.

7.        PRINCIPIO DEL TRÁNSITO POR FASES PARA LA FORMACIÓN Y DESARROLLO DE LAS HABILIDADES COMUNICATIVAS: En el proceso de formación y desarrollo de las habilidades comunicativas se identifican cuatro momentos: (1) el estudiante se prepara para interactuar con el texto oral o escrito, tanto desde el punto de vista cognitivo como desde el punto de vista afectivo-motivacional, con énfasis en este último: sensibilización; (2) la interacción del estudiante con el texto en el que procesa la información para comprenderla y elaborarla: elaboración; (3) las valoraciones críticas del texto  desde una posición crítica: redefinición; y, (4) una última fase de aplicación en la vida futura en estudios posteriores o en la vida profesional: generalización.

8.         PRINCIPIO DEL CARÁCTER INTEGRADO DE LAS HABILIDADES COMUNICATIVAS PARA SU FORMACIÓN Y DESARROLLO: Las cuatro habilidades comunicativas (comprensión auditiva, expresión oral, comprensión lectora y expresión escrita) son inseparables y complementarias y poseen fuertes nexos entre sí que le dan unidad como un todo y en el acto comunicativo se dan de manera integrada.

Como se ha planteado, la propuesta que aquí se realiza parte de la consideración de los elementos esenciales sobre la Didáctica de las Lenguas Extranjeras, pero vistos desde el prisma del contexto educativo en el que se desempeña el autor. Por tanto, aunque los principios son de carácter obligatorio, su aplicación eficiente debe ajustarse a las condiciones objetivas y subjetivas en las que cada profesor ejecuta su profesión.

 

BIBLIOGRAFÍA:

ANTICH, ROSA. The Teaching of English in the Elementary and Intermediate    Levels. La Habana, Editorial Pueblo Educación, 1979.

…... Metodología de la Enseñanza de las Lenguas Extranjeras. La Habana, Editorial Pueblo Educación, 1986.

BROWN, H. DOUGLAS. Teaching by Principles An Interactive Approach to Language Pedagogy. 1994.

BROWN GUILLIAN Y GEORGE YULE. Teaching the Spoken Language: An Approach Based on the Analysis of Conversational English. La Habana, Edición Revolucionaria, 1989.

CHRISTISON, MARYANN. Brain-Based Research and Language Teaching. English Teaching Forum, volume 40, number 2, USA, 2002.

 ENGELHARDT HELGA [ET AL]. Fundamentos Metodológicos de la Práctica Integral de la Lengua Extranjera en las Escuelas de Idiomas de la Educación de Adultos. La Habana, Editorial Pueblo y Educación, 1980.

LADO, ROBERT. Language Teaching: A Scientific Approach. MacGraw-Hill, Inc. USA, 1964.

MORALES, ANTONIO H. Y MERCEDES PÉREZ. Suggestopedy in Foreign Language Training. La Habana, Editorial Pueblo y Educación, 1989.

PUJOL, CLOTILDE. The Teaching of Modern Foreign Languages: A Textbook of Modern Language Teaching with Emphasis on the Teaching of English. La Habana, 1949.